viernes, 4 de mayo de 2012

-La Noche- 1º Cadáver exquisito en Hika Ateneo 23/03/11

Noche Poética en Hika Ateneo (Bilbao)
La noche del 23 de marzo fue la primera del primer nacimiento de un "cadáver exquisito" de Las Noches Poéticas. Y es que los cadáveres, cuando son exquisitos, nacen y se hacen y son divertidos y surrealistas. Por lo tanto, os transcribo el que nació de la particicipación entusiasta (tanto, que hubo quien se escribió un poema entero, ¡gracias!) del público, conformando un poema bastante extenso, ocurrente y divertido con el tema "La noche"





La oscuridad del momento hace que los sentidos se nublen;
¡esa oscura manta azul y estrellada!
La luz de las velas reflejaban nuestras amantes siluetas
cuando el día pierde su luz
i ganes de fer-te l’amor, un altre colp,
esa dama que da cabida a todo,
la calma y el silencio
y ellas desde el cielo nos envían sus destellos.

Calló el día, hablaron las sombras;
oscura, a veces fría y a veces calurosa
con una copa de vino y un buen amigo a mi vera
y a la sombra de la Luna tu piel es mucho más sabrosa,
silencio comunitario desafiando la madrugada,
frío olor a chimenea
falaz ramera, en tu regazo suspiro,
taza de café y el silencio, nada más.

Las esquinas me ofrecen verbos, vómitos y estridencias,
el deseo, la lujuria y el miedo agradecen tu oscuridad;
me busco y me encuentro. Soy yo. Ese soy yo.

Tu manto de estrellas me envuelve,
los corazones respiran, los sentimientos atacan
a la hora en que se fruncen los párpados
y porque es testigo mudo de mis grandes juergas,
porque sé que, aunque marche, siempre vuelve
tu cuello, ese cachito de piel que la Luna ilumina
de lágrimas, de amor, de olvido.

Ruido en las calles, música en el alma;
tú sabes la miel, la hiel, el mier…

Perdida en la oscuridad te encuentro dentro de mí,
es el único momento en que te tengo
cuando veo con claridad que tú eres mi verdad
por la meta de tocar tu cuerpo, noche perdida en mi alma
extendida con su ejército.

Noches Poéticas
Montaje del texto: Julio G. Alonso

0 comentarios: